Martha Anaya

Alhajero Actualizada 02/11/2015 a las 07:42    
Etiquetas
Martha Anaya

Martha Anaya


AMBIENTAZO EN EL AUTÓDROMO

¡Que padre quedó el Autódromo y que ambientazo se armó en el Gran Premio de México!
De verdad, ahora sí se lucieron Enrique de la Madrid, secretario de Turismo; Claudia Ruiz Massieu, titular de la cancillería; y el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera.
Y la sonrisa ayer, valga decirlo, les cruzaba de oreja a oreja. A ellos, a los funcionarios; a los organizadores, a los participantes, a los miles de asistentes que abarrotaron las gradas.
No era para menos, porque vaya que tenía su grado de dificultad organizar el arribo de los más de cien mil aficionados y ofrecer además un buen espectáculo y una estancia agradable, placentera, bien organizada.
¿Qué ocurrió para que funcionara todo tan bien ayer?
Creo que lo primero fue el reacomodo que hubo en los arribos al Autódromo. La mayoría de la gente optó esta vez –a diferencia del viernes- por el Metro; y quienes eligieron vehículo encontraron las vías un poco más fluidas. Por añadidura se dio un arribo escalonado.
Así que fueron muy pocos, si los hubo, quienes llegaron malhumorados.
Luego, en la zona periférica, había para entretenerse un buen rato con los simuladores y múltiples espacios para comer, beber y comprar gorras, camisetas, chamarras y demás.
Aunque eso sí, estaban bien caras: las gorras más baratas, las de Lotus y McLaren, costaban 500 pesos y la del Checo Pérez y demás escuderías, mil pesotes. Las camisetas, en dos mil y las chamaras entre 3 mil y siete mil pesos, según el gusto.
Dentro, en la parte baja de lo que viene a ser la zona verde, un espacio padrísimo en torno a la pista, donde se acomodaba uno en altos banquitos tras la alambrada para seguir la carrera casi en las narices.
Y ahí mismo, sólo que un poco más adentro, bajo techo, sillones y mesas tipo bar para seguir la competencia en grandes pantallas al tiempo que se escuchaba el rugir de los motores en vivo.
En las graderías, el clásico ambiente sabroso, de expectación, de cantos, de gritos, de ¡ole,olé,olé, Checo, Checo…!, el ruidero ensordecedor de los motores, y el paso de bebidas y cervezas al gusto.
¿Qué quién ganó? Pues allá en la pista, los pilotos de Mercedes: el alemán Nico Rosberg y el inglés Lewis Hamilton.
Acá del otro lado, la afición, los asistentes, el país…, porque el Gran Premio de México salió a pedir de boca.
-0-
EL VIEJO PANISMO Y LAS MEMORIAS DE UN EMBAJADOR.- Si algo llamó la atención durante la presentación de las memorias de Federico Ling Altamirano, Memorias de un Embajador, fueron las presencias…, y las ausencias en el evento.
Presente, lo que queda del viejo PAN, el clásico, el de los 70’s, 80’s. Ese que algunos añoran y aún sobrevive.
Ausente, el neo panismo, comenzando por su dirigente actual, Ricardo Anaya, el Comité Ejecutivo Nacional y los morenovallistas.
Van algunos nombres de los asistentes a esa presentación, organizada por Héctor Larios en el Senado: Luis Felipe Bravo Mena, Marco Antonio Adame, Margarita Zavala, Cecilia Romero, Arturo García Portillo, José González Morfín, Julio Fesler, Mercedes Sanz, Federico Ling Sanz, Luisa María Calderón, Ernesto Cordero, Jesús Galván, José Rosas Aispuro, Esteban Zamora, Javier Paz Zarza, Adrián Fernández, Francisco Acuña, Marco Xicoténcatl, Carlos Castillo, Tere Lizárraga, Martín Orozco, Carlos Alberto García, Lidia Madero, Herminio Rebollo, Victor Hugo Castañeda, Marcelo Torres, Micaela Rodríguez, José Luis Olivares, Aminadab Pérez Franco.
Esa división –los de antaño, los de hoy- era precisamente lo que resaltaban los presentes en la ceremonia en que se presentó el libro de recuerdos del ex embajador de México ante el Vaticano (un libro, por cierto, sencillo; escrito en tono familiar).
Y el tema central de los discursos y las conversaciones –podrán imaginarlo- giró en torno a la ética y el bien común.
¿Cuál fue la conclusión de quienes ahí estuvieron?
“Que el viejo panismo está vivo, aún y cuando no está metido en las grillas de hoy”.
-0-
GEMAS: Obsequio del tres veces campeón mundial de Fórmula 1, Lewis Hamilton: "Nunca vi un público como este. Es como si fuese un juego de futbol"

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.





(*) Campo obligatorio


Twitter
Envía tu mensaje

Todos los derechos reservados. MEDIOS AQRÓPOLIS S.A. DE C.V. es la propietaria y/o licenciataria de los materiales publicados en este sitio.

De no existir previa autorización por escrito, queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos, particularmente en algún otro sitio de internet o medio impreso, el uso de los contenidos de este sitio es solamente personal, quedando estrictamente prohibido un uso diferente a este.