Carlos Marín

Actualizada 16/11/2015 a las 06:59    
Etiquetas
Carlos Marín

Carlos Marín


MANQUE MI PEGUES, TI QUERO…

En agosto, precandidato aún a la dirigencia del PRD, Agustín Basave dejó asomar su propensión al castigo, sino fatal que caracteriza al partido que encabeza desde hace una semana.
Refiriéndose a lo que supone partidos “de izquierda”, dijo:
“Sé que han manifestado algunos su deseo de ir solos (a las elecciones del año venidero); de no ir con nadie. Haremos un intento más...”.
Y reveló que el Consejo Nacional había creado una comisión especial (obviamente ilusa y temeraria) para “ir a hablar con Morena en particular, y plantearle la alianza”.
Ayer por fin pareció darse cuenta de que no.
Síndrome de Estocolmo es la reacción psicológica de víctimas de secuestro, violación o cualquier imposición contra la voluntad, en que los afectados llegan a establecer un sólido vínculo, y hasta relaciones de complicidad, con el victimario.
Ya desee 2006, cuando Andrés Manuel López Obrador engendró sus contraproducentes “redes ciudadanas”, usaba al PRD como pañuelo desechable.
Imaginar alianzas de morenos con perredistas es tan absurdo como concederle a ese partido conservador y caciquil categoría de “izquierda”.
-0-0-0-0-0-

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.





(*) Campo obligatorio


Twitter
Envía tu mensaje

Todos los derechos reservados. MEDIOS AQRÓPOLIS S.A. DE C.V. es la propietaria y/o licenciataria de los materiales publicados en este sitio.

De no existir previa autorización por escrito, queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos, particularmente en algún otro sitio de internet o medio impreso, el uso de los contenidos de este sitio es solamente personal, quedando estrictamente prohibido un uso diferente a este.