Local

Cae Amado

21/10/2014 a las 06:15    
Al cierre de esta edición, el ex dueño de Gallos Blancos declaraba ante un Ministerio Público de la Federación en calidad de presentado.  ARCHIVO

Al cierre de esta edición, el ex dueño de Gallos Blancos declaraba ante un Ministerio Público de la Federación en calidad de presentado. ARCHIVO

 

Elementos de fuerzas federales detuvieron anoche en Acapulco, Guerrero, al empresario Amado Yáñez Osuna, acusado de defraudar a Banamex por más de 500 millones de pesos a través de Oceanografía.
Al cierre de esta edición, el también ex dueño de Gallos Blancos declaraba ante el ministerio público de la federación en la SEIDO por presunto lavado de dinero, delitos financieros y fiscales en calidad de presentado.
Como se recordará, el 1 de marzo de este año, cuando se conoció el desfalco a Banamex vía una investigación del DF y luego de declarar ante la PGR de manera voluntaria, se decretó el arraigo del polémico empresario, precisamente en el domicilio donde anoche cayó.
Posteriormente, cuando supuestamente le iban dictar una orden de aprehensión, Yáñez Osuna fue ingresado al Hospital Ángeles de la Ciudad de México por problemas de salud.
Ahí, el 29 de mayo, un juez federal tomó la declaración preparatoria de Amado Yáñez Osuna, administrador único y accionista de la empresa Oceanografía, quien fue acusado por la Procuraduría General de la República de usar documentos falsos para adquirir créditos bancarios millonarios.
La diligencia se realizó en un hospital de la ciudad de México, donde Yáñez Osuna se encontraba internado por una intervención quirúrgica en el colón.
El empresario se reservó su derecho a declarar y solicitó la duplicidad del plazo constitucional de 72 a 144 horas, para que se resuelva su situación jurídica, la cual se puede definir hasta el próximo miércoles.
Anoche, finalmente, fue detenido.
Además del lavado de dinero, la situación jurídica del ex dueño de Gallos Blancos cambió luego de que un juez decretara que el fraude contra Banamex fue un delito continuado al registrarse entre septiembre de 2013 y hasta febrero de 2014.
Se espera que en las próximas horas, la PGR dé a conocer más información.
Al empresario se le vincula con Javier Rodríguez Borgio, dueño de los casinos Big Bola y a importantes políticos locales y nacionales y hace poco había sido defendido por el senador Francisco Domínguez en el noticiario de Aurelio Peña, en Integra Noticias.
Alemán, la salvación que no llegó
La tabla de salvación para Oceanografía de Amado Yáñez no llegó la semana pasada y la empresa defraudadora pasa por momentos difíciles.
La noche del martes 7 de octubre, Yáñez y la familia Alemán (integrantes del consejo de TMM) firmaron un acuerdo para la compra de las acciones de la empresa (70 %).
Posteriormente, el jueves pasado, Miguel Alemán Magnani dijo que Grupo Alemán –dueño de Interjet, entre otras importantes empresas- estaría interesado en comprar Oceanografía “si el señor Amado Yáñez nos puede vender la totalidad de sus acciones y no participar en la empresa, si legalmente todo se cuadra, trataremos de recuperar Oceanografía”.
Pero no fue así.
Analistas del grupo Alemán venían revisando semanas atrás los números de la proveedora de servicios y sugirieron que la compra de acciones –en un principio- sería del orden de 400 millones de dólares.
Pero no hizo público –el viernes pasado- el monto final de acreedores, lo que fue tomado como una mala señal por parte de los interesados en comprar.
Además, el martes, Luis Videgaray Caso, secretario de Hacienda, declaró que el gobierno federal no avalaba ninguna información difundida en medios de comunicación sobre la supuesta compra-venta. Otra mala señal.
Y como cereza del pastel, Grupo Alemán se enteró que la deuda de Oceanografía era más alta –según el conciliador del concurso mercantil- de lo que en un principio se había hablado, por lo que Miguel Alemán Magnani se comunicó al noticiario de Joaquín López-Dóriga en Radio Fórmula y declaró que “tampoco se trata de trabajar los próximos 25 años para pagar deudas a bancos y acreedores; se trata de crear valor y dar la vuelta a una empresa, a un negocio y salvar empleos”.
El empresario declaró al también columnista de PLAZA DE ARMAS que en un informe preliminar sobre la situación de la naviera, se informó que su deuda era mayor a 15 mil 54 millones de pesos.
Resultó muy complicado ponerse de acuerdo con los acreedores, ya que unos prefieren que se le pague primero a un grupo y al final se deje a otros, por lo cual “ya no le quisimos entrar”, señaló.
Asimismo, el presidente del Galem mencionó que Oceanografía se encuentra inmersa en un proceso legal que impide concluir las cosas en el tiempo adecuado, situación que es una desventaja.
“Siempre procuramos generar empleos, realizar inversiones que apoyen el desarrollo del país y que sean un buen negocio, pero sobre todo nos interesan los procesos que promueven una creación de valor, y este proceso más bien es una destrucción de valores”, comentó Alemán Magnani.
“Dadas las circunstancias que rodean a Oceanografía, éste es un proceso en el que se advierte una clara destrucción de valores en perjuicio de la sociedad mexicana, en particular de los empleados, accionistas y acreedores de la empresa”, señaló.
Martín Díaz, el eslabón perdido
El pasado 5 de septiembre, la Procuraduría General de la República (PGR) solicitó a Estados Unidos la orden de detención con fines de extradición de Martín Díaz Álvarez, segundo socio en importancia de Oceanografía y señalado como el principal operador del desfalco de esta empresa a Banamex.
De acuerdo con una nota del periódico Reforma, retomada por el portal e-consulta.com, el titular de la PGR, Jesús Murillo Karam, reveló que la solicitud formal se ha hecho ya ante las autoridades estadounidenses y están a la espera de que sea detenido.
“Nosotros ya solicitamos a las autoridades norteamericanas la extradición de esta persona (Martín Díaz Álvarez). Esperamos que lo detengan para poderlo tener aquí”, indicó en el marco de la Conferencia de Procuración de Justicia región centro occidente celebrada en este municipio.
El 2 de septiembre, el diario Reforma reveló que Díaz Álvarez, prófugo en el caso Oceanografía, fue ubicado en una exclusiva suite en Miami, Florida y, además, se reportó que tiene a su disposición un Rolls-Royce y un Ferrari.
Esta información fue reportada el 28 de agosto a la PGR y a la Interpol, en una denuncia escrita firmada por José Hernández López.
Ante esto, el titular de la PGR indicó que además, se han girado órdenes de aprehensión contra otros involucrados en el caso, aunque no precisó los nombres.
Díaz Álvarez es prófugo por presuntamente obtener créditos bancarios con documentos o información falsa y con ello causar un quebranto a la institución prestamista, delito previsto en el artículo 112, fracción I, de la Ley de Instituciones de Crédito. Este delito es grave y no le permite llevar un juicio en libertad provisional.
Las indagatorias de la PGR establecieron que en el fraude contra Banamex que superó los 400 millones de dólares estuvieron involucrados el presidente y accionista Amado Yáñez Osuna así como su socio Martín Díaz, quien también estaba al frente de la Caja Libertad.
Desde el pasado 17 de junio, el juez decimocuarto de Procesos Penales Federales en el Distrito Federal libró la orden de aprehensión en contra de Martín Díaz Álvarez a petición de la PGR. Se presume que para ese momento ya había huido del país.
Funcionarios ministeriales señalaron al diario 24 Horas que aun cuando Díaz esté localizado, el juicio de extradición en los Estados Unidos podría demorar por lo menos un mes.
Sobre las cuentas bancarias que continúan aseguradas en el marco de la indagatoria a Oceanografía, Murillo Karam aseguró que el Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE) es quien se encuentra a cargo de este proceso.
“Lo está haciendo el SAE y esto forma parte del concurso de acreedores que se está definiendo para verificar cómo se va a pagar. La PGR ya terminó su función en cuanto a eso”, declaró.
El titular de la PGR subrayó que éste es un caso que se está tratando con cuidado pues además de la investigación penal hay que preservar más de 11 mil fuentes de empleo y los servicios que Oceanografía le presta a Pemex.

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.





(*) Campo obligatorio


Twitter
Envía tu mensaje

Todos los derechos reservados. MEDIOS AQRÓPOLIS S.A. DE C.V. es la propietaria y/o licenciataria de los materiales publicados en este sitio.

De no existir previa autorización por escrito, queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos, particularmente en algún otro sitio de internet o medio impreso, el uso de los contenidos de este sitio es solamente personal, quedando estrictamente prohibido un uso diferente a este.