Local
INGENIERÍA HUMANA

Herencia y Herederos

El testamento tiene objetivo de transmitir bienes, derechos y obligaciones del difunto con el fin de que no se extingan con su muerte

EUGENIO GARCÍA ROMERO Actualizada 02/11/2014 a las 11:15    
Etiquetas
.  ESPECIAL

. ESPECIAL

Cuando una persona fallece, generalmente, deja un patrimonio producto de su trabajo en vida. Aunque, después del duelo y de superar las emociones, los familiares del difunto inician las preguntas e indagaciones sobre los bienes y quiénes son los herederos.

Herencia

Conforme al Artículo 1281 del Código Civil Federal la herencia es la sucesión en todos bienes del difunto y en todos sus derechos y obligaciones que no se extinguen con su muerte.
El Artículo 1282 del mismo Código señala que la herencia se difiere por la voluntad del testador o por disposición de la ley. La primera se llama testamentaria, y la segunda legítima. La herencia es la forma de transmitir bienes, derechos y obligaciones del difunto a fin de que éstos no se extingan con su muerte, conociéndose así como derecho de sucesión mortis causa.

Legado

A diferencia del heredero, el cual adquiere a título universal, el legatario adquiere a título particular, es decir, una persona deja en su testamentando una parte específica de sus bienes o legado al legatario. Acá, el legatario sólo adquiere bienes o derechos, pero nunca obligaciones, respecto a esto, el Código Civil Federal en el Artículo 1285 señala: El legatario adquiere a título particular y no tiene más cargas que las que expresamente le imponga el testador, sin perjuicio de su responsabilidad subsidiaria con los herederos, para evitar que el autor de la herencia se deslinde de sus obligaciones o de sus deudas después de su muerte dejando únicamente legatarios, quienes serán considerados como herederos conforme el Artículo 1296 de la presente ley.

El testamento

Es un documento en el que se plasma la decisión de una persona con respecto a su patrimonio, designando a las personas que lo recibirán en el momento de su muerte. El objetivo principal es que el patrimonio perdure a pesar de que el dueño de éste muera. En el testamento se puede reconocer a los hijos procreados y las deudas contraídas. A estas disposiciones se les denomina cláusulas irrevocables. Su característica es que una vez manifestadas en un testamento, prevalecen, aún cuando el autor de la herencia formule un nuevo testamento.

Tipos de testamento

De acuerdo con la Secretará de Gobernación, en materia civil, los testamentos se clasifican en ordinario y especial. En el primer caso tenemos A) Testamento público abierto, que es el que se otorga ante Notario público, de conformidad con las disposiciones de las leyes de la materia. B) Testamento público cerrado, puede ser escrito por el testador o por otra persona a su petición. El papel en que esté escrito el testamento o el sobre que lo contenga, deberá estar cerrado y sellado, o solicitará que sea cerrado y sellado en su presencia, y lo exhibirá al Notario ante testigos. C) Público simplificado, es aquél en el cual en la misma escritura de adquisición de un inmueble destinado o que vaya a destinarse para vivienda, se establece a los herederos. Esta disposición se realiza ante Notario Público. D) Ológrafo, es aquel escrito de puño y letra del testador. Los testamentos ológrafos no producirán efecto si no están depositados ante la autoridad competente que disponga la legislación de la materia.

1.- Especial privado

Es aquel que se realiza por las siguientes causas:
Cuando el testador es atacado de una enfermedad tan violenta y grave que no le permita acudir ante el Notario Público a hacer el testamento.
Cuando no haya Notario Público en la población, o juez que actúe por receptoría
Cuando, aunque haya Notario Público o juez en la población, sea imposible, o por lo menos muy difícil, que concurran al otorgamiento del testamento.
Cuando los militares o asimilados del ejército entren en campaña o sean prisioneros de guerra.
2.- Militar
Se realiza cuando el militar o el asimilado del Ejército hace su disposición en el momento de entrar en acción de guerra, o estando herido sobre el campo de batalla bastará con que declare su voluntad ante dos testigos, o que entregue el pliego cerrado conteniendo su última voluntad, firmada de puño y letra.
3.- Marítimo
Se realiza por las personas que se encuentran en altamar, a bordo de navíos de la Marina Nacional, sean de guerra o mercantes sujetándose a las prescripciones contenidas en las legislaciones competentes.
4.- Espacial
Lo hacen las personas que se encuentran a bordo de aeronaves o naves espaciales, sujetándose a las prescripciones contenidas en las legislaciones competentes.
5.- Hecho en un país extranjero
Los testamentos hechos en el extranjero producirán efecto en cuanto hayan sido formulados de acuerdo con las leyes del país en el que se otorgaron.
Los testamentos en materia agraria se denominan lista de sucesores o análogamente testamento agrario.
Herederos
Los herederos son las personas físicas o jurídicas que tienen derecho a la totalidad de los bienes o a una parte de ellos. Existen dos sistemas respecto de quiénes designan a los que heredan, uno establece que los herederos son designados en vida por la persona fallecida, mediante el testamento. Otro sistema es el que establece la ley, la cual indica quiénes son los que heredan, sin que se pueda modificar el testamento. Acá, los herederos pueden adoptar dos posiciones: Por un lado, aceptar la herencia, por propia voluntad o repudiar la herencia.
Tipos de herederos
Como resultado de los dos sistemas atrás señalados, el Código Civil señala tres tipos de herederos: 1) Los herederos forzosos, que no pueden ser privados de la herencia mediante un testamento porque la ley no lo permite. Son los hijos, cónyuge y padres de la persona que fallece. 2) Los herederos no forzosos que heredan si no hay herederos forzosos ni testamento. Son los demás parientes hasta el cuarto grado, como los hermanos, sobrinos, tíos y primos. 3) Los herederos testamentarios son aquellos que la persona fallecida les dejó bienes mediante un testamento.
Herencia legal y por testamento
Los dos sistemas que admite nuestro Código Civil respecto de las herencias -la herencia legal y la herencia por testamento- se combinan. Siempre se puede hacer testamento, aunque hayan herederos forzosos, pero con los límites que la misma ley establece. Estos límites son los siguientes: 1) Si los herederos forzosos son los hijos, el testamento que se puede hacer se debe limitar a la quinta parte del conjunto de los bienes. Así, si la herencia equivale a 100,000 pesos, el testamento se puede hacer hasta la cantidad de 20,000 pesos. 2) Si los herederos son los padres, o uno de ellos, el

testamento que se haga debe limitarse a la tercera parte del conjunto de los bienes de la herencia. 3) Si el heredero es el cónyuge, el testamento debe limitarse a la mitad de los bienes de la herencia. 4) Si los herederos son los no forzosos, el testamento puede abarcar todos los bienes de la herencia.
Los bienes gananciales que entran en la sucesión
Cuando la persona fallecida estaba casada, nuestra Ley hace una distinción entre los bienes que entran en la sucesión. Están aquellos bienes que se compraron después de estar casados, que los denomina gananciales, y los que se denominan bienes propios, que son aquellos otros que la persona fallecida tenía antes de haberse casado, o que heredó o recibió como regalo luego de haberse casado.
De los bienes gananciales
La esposa o el marido que sobrevive recibe la mitad. No lo hace como heredero, sino como miembro de la “sociedad conyugal”. La otra mitad la heredan los hijos. Si no hay hijos, pero viviera alguno de los padres del difunto, esta mitad la heredan por partes iguales los padres y el cónyuge. Si no hay hijos ni padres del fallecido, el cónyuge hereda íntegramente esta otra mitad. En este caso, recibe el 100 por ciento de los bienes, la mitad como integrante de la sociedad conyugal y la otra mitad como heredero.
Herencia de una empresa o negocio
Cada heredero puede hacer con los bienes que le tocó en la herencia lo mismo que podía hacer la persona que falleció, es decir, puede venderlos, ocuparlos, alquilarlos o hipotecarlos. Sin embargo, cuando se trata de una empresa, su dueño puede establecer que al fallecer la misma no se distribuya entre sus herederos por el término de hasta 10 años, o hasta que todos los herederos sean mayores de edad, con el objeto de que la misma siga funcionando. Para ello, es conveniente que, para evitar conflictos en la conducción futura de la empresa, haga un acuerdo con sus herederos. El cónyuge supérstite, en ciertos casos, puede oponerse a la distribución de la empresa que se hereda. Los herederos pueden establecer asimismo la indivisión de la empresa por un lapso máximo de 10 años, renovables a su vencimiento. El dueño puede en vida hacer una sociedad por acciones que incluya a sus herederos y cónyuge con el objeto de que la empresa pueda seguir funcionando cuando él fallezca. También en este caso es conveniente que se haga un acuerdo entre los integrantes de la familia para que haya una aceptación de las tareas y funciones que cada uno desempeñe, y la manera de distribuir las utilidades y/o los sueldos.

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.





(*) Campo obligatorio


Twitter
Envía tu mensaje

Todos los derechos reservados. MEDIOS AQRÓPOLIS S.A. DE C.V. es la propietaria y/o licenciataria de los materiales publicados en este sitio.

De no existir previa autorización por escrito, queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos, particularmente en algún otro sitio de internet o medio impreso, el uso de los contenidos de este sitio es solamente personal, quedando estrictamente prohibido un uso diferente a este.