Planeta

De visita en Albania, el papa Francisco condena la violencia religiosa

El pontífice realiza una breve estancia en uno de los países más pobres de Europa: elogia la convivencia pacífica entre musulmanes, católicos y ortodoxos

AGENCIAS Actualizada 21/09/2014 a las 12:36    
Etiquetas
.  ESPECIAL

. ESPECIAL

El papa Francisco denunció el domingo cómo los extremistas en todo el mundo están "pervirtiendo" la religión para justificar la violencia, durante una visita del pontífice a Albania, donde cristianos y musulmanes sufrieron una brutal opresión religiosa bajo el comunismo pero actualmente viven y trabajan juntos en paz.

"Que nadie piense que puede escudarse en Dios cuando proyecta y realiza actos de violencia y abusos. Que nadie tome la religión como pretexto para las propias acciones contrarias a la dignidad del hombre y sus derechos fundamentales", dijo Francisco ante los dirigentes albaneses al llegar a Tirana, la capital albanesa.

La seguridad era más alta de lo habitual durante la visita de Francisco, entre noticias de que milicianos entrenados en Irak y Siria habrían regresado al país y podrían suponer una amenaza.

El Vaticano insistió en que no se habían tomado medidas especiales, pero la interacción de Francisco con la multitud fue muy diferente a la de sus viajes anteriores. Su vehículo descubierto recorrió deprisa el principal bulevar de Tirana, sin detenerse ni una vez para que Francisco saludara a los fieles como es su costumbre.

Albania es un país que ha sufrido mucho. Ha logrado obtener una paz entre sus diferencias religiosas. Es una buena señal para el mundo este equilibrio en favor del buen gobierno", dijo el santo padre, de 77 años, con aspecto cansado, a los periodistas durante el vuelo a Tirana.

El Papa tan sólo besó a algunos bebés al final del recorrido, camino de la plaza donde celebró una misa. Policías albaneses uniformados formaban cadenas humanas para mantener a raya a la multitud, mientras los guardaespaldas del pontífice montaban guardia subidos a la parte de atrás de su coche o corriendo a su lado.

El Ministerio albano del Interior prometió una protección "máxima" con 2 mil 500 agentes policiales y patrullas reforzadas en los pasos fronterizos.

En un discurso al comienzo de su visita, Francisco dijo al presidente, Bujar Nishani, a las autoridades albanesas y los diplomáticos que acudieron, que la armonía interreligiosa de Albania es un "ejemplo inspirador" para el mundo, demostrando que la coexistencia entre cristianos y musulmanes no sólo es posible, sino también beneficiosa para el desarrollo de un país.

El clima de respeto y confianza mutua entre católicos, ortodoxos y musulmanes es un regalo precioso al país", dijo el pontífice.

"Este es especialmente el caso en estos tiempos en los que el auténtico espíritu religioso está siendo pervertido por grupos extremistas, y donde las diferencias religiosas se ven distorsionadas e instrumentalizadas", expresó.

Se trata de la primera visita de Francisco a un país de mayoría musulmana desde las campañas de represión del grupo Estado Islámico contra los cristianos en Irak, en las que miembros de minorías religiosas están siendo asesinados o se ven obligados a abandonar sus casas.

El Vaticano ha expresado una creciente preocupación por el éxodo de fieles de tierras donde las comunidades cristianas llevan 2 mil años presentes.

¡Que nadie se considere la 'armadura' de Dios mientras planea y comete actos de violencia y opresión!", afirmó Francisco en la sala de recepción del palacio presidencial de Tirana.

La decisión de Francisco de visitar la pequeña Albania antes que una gran capital europea está en línea con su deseo de que la iglesia católica acuda a la "periferia".

Albania aspira a la membresía en la Unión Europea, y su visita se produce apenas unas semanas antes de que ofrezca un discurso ante el Parlamento Europeo en Estrasburgo, Francia.

Durante esta visita maratoniana de 11 horas, el líder de la Iglesia católica saludará a los jefes religiosos y se reunirá con las fuerzas vivas del catolicismo, antes de visitar a huérfanos y personas con minusvalía en un centro social cerca de Tirana.

El encuentro con los responsables de otras confesiones -ortodoxos, protestantes- y de otras religiones -musulmanes, bektashis (corriente sufí) y judíos- será un momento clave de su corta visita.

MÁRTIRES DE LA FE
En su primer viaje oficial en Europa desde su elección en marzo de 2013, Francisco rinde también homenaje a una iglesia en pleno resurgimiento tras una dictadura marxista, precedida de cinco siglos de dominación otomana.

En 1967, el dictador Enver Hoxha había proclamado Albania primer "país ateo" en el mundo, donde se destruyeron numerosas iglesias y mezquitas. El propio papa ya mencionó la cifra de mil 820 iglesias católicas y ortodoxas destruidas.

Actualmente, de los tres millones de albaneses, los musulmanes representan 56% de la población, 15% católicos y 11% ortodoxos. La iglesia católica es minoritaria, pero dinámica.

El pontífice abandonará este país de los Balcanes con un recipiente de cristal con tierra del país de la Madre Teresa de Calcuta, que el primer ministro le regaló en nombre de todos los albaneses.

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.





(*) Campo obligatorio


Twitter
Envía tu mensaje

Todos los derechos reservados. MEDIOS AQRÓPOLIS S.A. DE C.V. es la propietaria y/o licenciataria de los materiales publicados en este sitio.

De no existir previa autorización por escrito, queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos, particularmente en algún otro sitio de internet o medio impreso, el uso de los contenidos de este sitio es solamente personal, quedando estrictamente prohibido un uso diferente a este.