Planeta

Reino Unido quiere “fortalecer” su presencia en Cuba

El secretario de Estado de Asuntos Exteriores británico, Hugo Swire, de visita en La Habana, expresó hoy la voluntad de Londres de incrementar las relaciones comerciales y las inversiones en Cuba

MILENIO Actualizada 31/10/2014 a las 21:36    
Etiquetas
El secretario de Estado de Asuntos Exteriores británico, Hugo Swire, durante la conferencia de prensa en La Habana.  ESPECIAL

El secretario de Estado de Asuntos Exteriores británico, Hugo Swire, durante la conferencia de prensa en La Habana. ESPECIAL

Gran Bretaña decidió “promover el incremento y fortalecimiento” de las relaciones comerciales y las inversiones en Cuba, al calor de los cambios que se registran en la isla, anunció hoy en La Habana el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Hugo Swire.

Swire agregó en conferencia de prensa que su gobierno busca que “un mayor número de compañías británicas” inviertan en el país caribeño, aunque aclaró que ello no implica “que dejemos a un lado nuestras preocupaciones con el tema de los derechos humanos”.

Swire, dijo que habló con altos funcionarios cubanos sobre varios temas, incluso en los que existen "desacuerdos" como derechos humanos, y que los dirigentes isleños estuvieron "abiertos a las críticas".

"Hemos conversado sobre temas en los que estamos muy de acuerdo, y otros temas en los que tenemos ciertos desacuerdos (como) es el caso de los derechos humanos, pero vamos a continuar analizando estos temas" y "expresando nuestras preocupaciones en este caso", dijo Swire a la prensa.

Los dirigentes cubanos "han estado abiertos a las críticas", agregó Swire, sin mencionar a ningún funcionario en particular, subrayando que no viajó a Cuba para "regañar a nadie o a dar un discurso a nadie", sino para sostener un "diálogo adulto sobre todos los temas, incluso aquellos con los que no estemos de acuerdo".

"Tenemos la intención de promover el fortalecimiento de las relaciones entre Cuba y el Reino Unido" y "creemos que sí, que éste es un momento de renovación de nuestra presencia aquí", dijo Swire, en la visita del enviado británico de más alto rango en la última década a la isla comunista.

Swire contó que durante su visita ha sostenido "provechosos y fructíferos encuentros con ministros y altos funcionarios cubanos", a los que ha expresado la "preocupación" de Londres por la situación de los derechos humanos en la isla. "Ha sido una visita muy positiva, pero (...) tenemos todavía mucho camino por recorrer", apuntó Swire, quien firmó el jueves en La Habana convenios sobre comercio, inversiones, intercambio deportivo y asuntos consulares.

“Mi visita (desde el miércoles) obedece a la certeza del gobierno del Reino Unido de que hay mucho espacio en la plataforma de las relaciones bilaterales para la mejora”, afirmó Swire, quien se convirtió en el primer alto cargo británico que visita Cuba en los últimos diez años. Informó que Gran Bretaña está preparando el envío a la isla en 2015 de una delegación empresarial, y precisó que las dos partes han identificado varios sectores de interés, entre ellos turismo, energía renovable, agricultura y tecnología de punta.

Swire enmarcó su viaje “en el contexto de un nuevo interés en el seno de la Comunidad Europea en Cuba y en la región en general”. Bruselas y La Habana negocian desde marzo pasado un acuerdo de diálogo político y cooperación que permita normalizar las relaciones entre el bloque europeo y la isla.

“Nos gustaría ver a Cuba jugar un papel mucho más amplio e importante en el panorama internacional, ya Cuba juega un papel fundamental en el envío de su personal altamente calificado en el sector de la medicina a varios países del mundo”, dijo Swire, al particularizar en el apoyo cubano a la lucha contra el ébola en África Occidental.

En ese sentido, informó que su país aportará 250 millones de libras esterlinas a la lucha mundial contra la epidemia, así como personal médico y militar, e instalará un hospital en Sierra Leona (donde se encuentra una brigada de médicos cubanos) para la atención de todo el personal de salud que resulte contagiado.

Swire se pronunció igualmente por una mejoría de las relaciones entre La Habana y Washington, aunque a preguntas de la prensa aclaró que Londres no tiene ningún papel de mediador en el tema. Durante su visita a Cuba, el ministro fue recibido por varios líderes del gobierno, entre ellos el vicepresidente Ricardo Cabrisas. También se reunió con el cardenal Jaime Ortega.

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.





(*) Campo obligatorio


Twitter
Envía tu mensaje

Todos los derechos reservados. MEDIOS AQRÓPOLIS S.A. DE C.V. es la propietaria y/o licenciataria de los materiales publicados en este sitio.

De no existir previa autorización por escrito, queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos, particularmente en algún otro sitio de internet o medio impreso, el uso de los contenidos de este sitio es solamente personal, quedando estrictamente prohibido un uso diferente a este.