Comisionado de NFL pide perdón por errores ante casos de violencia

Roger Goodell se disculpa por la “lenta y tibia” respuesta ante los casos de Ray Rice, Greg Hardy y Adrian Peterson, sin embargo no piensa renunciar

EFE Actualizada 19/09/2014 a las 21:32    
Pese a reconocer mal manejo de los casos de vilencia doméstica y maltrato infantil en la NFL, Roger Goodell no piensa en renunciar al cargo de comisionado de la Liga.  ESPECIAL

Pese a reconocer mal manejo de los casos de vilencia doméstica y maltrato infantil en la NFL, Roger Goodell no piensa en renunciar al cargo de comisionado de la Liga. ESPECIAL

El comisionado de la NFL, Roger Goodell, pidió perdón y reconoció que su organización cometió errores al tratar los casos de violencia doméstica y maltrato infantil protagonizados por los jugadores Ray Rice, Greg Hardy y Adrian Peterson.

"Sé que he cometido errores y los mismos nunca más se volverán a repetir', destacó Goodell.

"Durante las últimas semanas hemos visto muchos errores de la NFL. Eso comienza conmigo", manifestó durante una conferencia de prensa en la que se analizaron los escándalos provocados por la divulgación de pruebas de agresiones a sus respectivas parejas por el corredor Ray Rice, de los Cuervos de Baltimore, y Greg Hardy, de los Panteras de Carolina.

El último caso conocido es el del corredor Adrian Peterson, de los Vikingos de Minnesota, acusado de golpear a su hijo.

"Reconocemos que la violencia doméstica y la agresión sexual existen por todos lados. Nos afecta a todos", manifestó Goodell, aunque admitió: "estos casos no los podemos resolver nosotros mismos'.

Goodell anunció que la NFL comenzó el diseño de una nueva política de conducta personal que debe entrar en vigor antes del Super Bowl que se jugará el 1 de febrero en Glendale, Arizona.

También informó de la creación de un comité de conducta para asegurar que las nuevas políticas y prácticas sean cumplidas. Además, se reunirá la próxima semana con el director ejecutivo del sindicato de jugadores, DeMaurice Smith, para discutir estos asuntos.

El comisionado de la NFL y los directivos de algunos equipos han sido criticados por su presunta tibieza y lentitud al castigar a Rice, Hardy, Peterson y otros jugadores acusados de cometer actos de violencia doméstica y maltrato infantil.

A estos se sumaron la denuncia contra el corredor reserva de los Cardenales de Arizona, Jonathan Dwyer, quien fue detenido por propinar un cabezazo y un puñetazo a su esposa cuando se encontraba en compañía de un hijo de 17 meses.

También el defensivo Ray McDonald, de los 49’ers de San Francisco, fue señalado por reacción violenta en su hogar, mientras que los Vikingos dieron de baja al receptor abierto Jerome Simpson antes que recibir tres partidos de suspensión por conducir en estado de ebriedad.

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.





(*) Campo obligatorio


Twitter
Envía tu mensaje

Todos los derechos reservados. MEDIOS AQRÓPOLIS S.A. DE C.V. es la propietaria y/o licenciataria de los materiales publicados en este sitio.

De no existir previa autorización por escrito, queda expresamente prohibida la publicación, retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos, particularmente en algún otro sitio de internet o medio impreso, el uso de los contenidos de este sitio es solamente personal, quedando estrictamente prohibido un uso diferente a este.